¿Qué pasa si le doy pollo a mi gato?

¿Puedo alimentar a mi gato con pechuga de pollo?

Cuánto coma su gato (y cuánto debe darle de comer) dependerá de sus circunstancias actuales, como su edad y su peso. Si alguna vez no está seguro de cuánto debe comer su gato, hable con su veterinario, ya que él podrá aconsejarle mejor en función de sus necesidades.

En la comida de su gato suele haber una guía sobre la cantidad que debe darle. Recuerde que es sólo una guía aproximada y que dependerá del peso actual de su gato. Su veterinario le dirá exactamente qué cantidad debe darle.

Los alimentos caseros para gatos pueden ser buenos como golosinas ocasionales, pero es muy difícil dar a su gato el equilibrio adecuado de proteínas, vitaminas y minerales que necesita para desarrollarse, a menos que se lo recomiende su veterinario.

Si su gato padece alguna enfermedad, como insuficiencia renal o diabetes, el veterinario puede prescribirle una dieta especial. También puede recomendar una dieta especial si su gato tiene sobrepeso. Siga siempre los consejos de su veterinario, ya que los alimentos especializados contienen el equilibrio adecuado de nutrientes para que su gato se mantenga lo más sano posible.

¿Se puede dar pollo a los gatos?

Carne. Los gatos son carnívoros y necesitan carne en su dieta para sobrevivir (lo sentimos, veganos, pero no podéis someter a vuestro gato a una dieta basada en plantas). Dale carne de ternera, pollo o pavo cocida, incluso embutidos del supermercado. Ten cuidado y no le des carne cruda, o tu gato podría enfermar.

¿Puedo alimentar a mi gato con pollo todos los días?

Recuerde incluir el pollo como parte de la ración diaria de golosinas de su gato, alimentado con una dieta equilibrada. Alimentar a su gato sólo con pollo cocido durante mucho tiempo puede provocar deficiencias nutricionales. No alimente a su gato con carne cruda destinada a ser cocinada para humanos.

¿Pueden los gatos comer huevos de gallina?

TopCausas de la alergia al pollo en los gatosLa alergia al pollo en los gatos puede desarrollarse por diferentes motivos. Cuando su gato reacciona de forma saludable a los ingredientes de su comida, su organismo es capaz de descomponer los alimentos en aminoácidos y los nutrientes son absorbidos correctamente por el organismo. El tracto gastrointestinal es vital para mantener alejadas las cosas indigestas que comen los gatos, así como los nutrientes que sólo se digieren parcialmente o que no se descomponen adecuadamente en aminoácidos individuales.

Si el tracto gastrointestinal no filtra los alimentos parcialmente digeridos y esas partículas entran en el organismo, el sistema inmunitario de su gato detectará estos nutrientes como invasores extraños al organismo y empezará a atacarlos. Esto desencadena una reacción alérgica. Cuanto más pollo o productos de pollo coma su gato, más intensa será la reacción alérgica.

Algunos expertos creen que las alergias están relacionadas con el intestino permeable del gato o, en otras palabras, con su "disbiosis"; esto significa que su gato tendrá la misma respuesta inmunitaria cada vez que coma pollo o algún otro alimento al que se haya vuelto intolerante.SubirDiagnóstico de la alergia al pollo en los gatosSi sospecha que su gato ha desarrollado una alergia a su comida, en particular al pollo o a sus subproductos, su veterinario puede remitirle a un dermatólogo veterinario para que realice más pruebas y descarte posibles afecciones cutáneas.

¿Puedo alimentar a mi gato con pechuga de pollo hervida?

Seguramente habrá oído hablar de las dietas crudas para mascotas. Dado que los gatos salvajes comen carne cruda todo el tiempo, parece lógico que su gato doméstico también se beneficie de estas comidas. Pero alimentar a los gatos con carne cruda, incluido el pollo crudo, es complicado y conlleva algunos riesgos.

No cabe duda de que existen ventajas, pero también es importante conocer las preocupaciones y hablar con el veterinario sobre los planes de alimentación de su gato para que pueda tomar la decisión dietética más adecuada para su animal. ¿Pueden los gatos comer pollo crudo? Sí. Pero la cuestión es si es una buena idea alimentar a los gatos con pollo crudo.

Muchos propietarios de gatos creen que, dado que los gatos son carnívoros, es importante darles alimentos lo más parecidos posible a lo que habrían comido en la naturaleza en la cocina. Las proteínas crudas, como el pollo, parecen una respuesta natural. Pero alimentar a los gatos con alimentos crudos, y con pollo en particular, conlleva algunos riesgos.

Dar pollo crudo a los gatos puede causarles problemas, sobre todo si el pollo no es fresco. El pollo puede ser portador de salmonela, que enfermará gravemente a los gatos (y a los humanos). El pollo también puede albergar bacterias y alterar el sistema digestivo del gato.

¿Pueden los gatos comer huesos de pollo cocidos?

Los felinos domésticos proceden de un largo linaje de depredadores cuya dieta natural consiste predominantemente en carne. Como norma general, debe adaptar el plan de alimentación de su mascota para que sea lo más parecido posible a sus hábitos alimentarios ancestrales.

En cuanto a la carne, el pollo es un alimento básico en la mayoría de los hogares. Las crujientes tiras de pollo son sándwiches de primera categoría, pero ¿son adecuadas para su compañero felino? ¿Pueden los gatos comer pollo o existen ciertas limitaciones dietéticas que debe tener en cuenta? Analicemos los pros y los contras del pollo en la dieta de su mascota. También le presentaremos las comidas más deliciosas repletas de proteínas animales y otros micronutrientes biodisponibles necesarios para la salud de su gato.

Los cortes y órganos de pollo de alta calidad (por ejemplo, el hígado de pollo) también están repletos de minerales y vitaminas naturales, principalmente selenio, fósforo y vitamina B6. Para saber por qué es importante, consulte la tabla siguiente:

Siguiendo la lógica de "los gatos son cazadores naturales", se podría pensar que la comida cruda es un alimento perfecto, pero eso no es del todo cierto. La carne sin procesar contiene bacterias peligrosas, como la salmonela, la listeria y la E. coli, que son nocivas para su gato. A menos que se trate de presas frescas (por ejemplo, ratones, insectos o pájaros de los que los gatos se alimentan de forma natural en la naturaleza), su mascota debe mantenerse alejada de las comidas sin cocinar. Limítese a servir productos comerciales que hayan pasado los controles de seguridad obligatorios o prepare comidas caseras si dispone de los recursos necesarios.

Subir